Con aplicaciones tecnológicas cumplen trabajo desde casa

OAXACA0

Tlalixtac de Cabrera, Oax., 14 de mayo de 2020.- La Secretaría de Administración está facultada para dictaminar las estructuras orgánicas que conforman las dependencias gubernamentales. Esta labor la realiza a través de la Dirección de Modernización Administrativa, instancia que ha continuado con esta actividad desde que las autoridades de Salud ordenaron el confinamiento social con motivo de la pandemia del COVID 19.

David Rosas Gálvez encabeza al equipo encargado del análisis y dictaminación estructural del Gobierno del Estado quienes, a la distancia, siguen en trabajo coordinado con las entidades públicas para integrar un servicio público cada vez más eficiente y moderno.

Junto con sus compañeros de trabajo, David se organizó para dar continuidad a los procesos que se llevan a cabo en su departamento, trabajando desde casa y con reuniones virtuales, donde aclaran dudas y concretan resultados.

“Somos muy conscientes de la importancia de permanecer en casa y mantener las medidas sanitarias, por lo que nos apoyamos en aplicaciones tecnológicas para comunicarnos de tal manera que el trabajo vaya fluyendo”, asentó.

La resolución de las estructuras orgánicas es de suma importancia para la operación del Gobierno del Estado, pues se trata de un requerimiento legal que además garantiza el trabajo ordenado y cumplimiento de los objetivos.

David detalló que la Dirección de Modernización Administrativa recibe los proyectos de estructuras orgánicas y reglamentos de las dependencias; “es nuestra labor dictaminar que estén delimitadas y sean operativas las funciones de cada área y es justo el trabajo que estamos haciendo”.

“Dictaminar la forma en que estará integrada una dependencia es una tarea que requiere dedicación –abundó– pues tiene que cumplirse con los objetivos de la modernización administrativa que consiste en tener procesos más efectivos, para ser más eficientes y transparentes”.

Durante la etapa de confinamiento, David distribuye su tiempo entre convivir con su familia y cumplir con su responsabilidad en el servicio público.

Varias horas al día permanece en un escritorio improvisado en su casa, revisando con atención que cada propuesta cumpla con los requerimientos, es decir, que responda a un fin y objetivo específicos, para posteriormente realizar el dictamen correspondiente.

“Nuestra tarea es sentar las bases para que el servicio público sea cada vez más eficiente y moderno, a eso nos dedicamos y lo hacemos con gusto. Confío en que en poco tiempo podremos retomar las actividades y seguramente será un mejor comienzo para el gobierno de Oaxaca”, finalizó.