DETRÁS DE LA NOTICIA

OAXACA0

muratAtenoriolfredo Martínez de Aguilar

Murat dará rumbo al proyecto de nación

Por qué y cómo llegaron al poder político y económico, nacional y local, los gobernadores oaxaqueños. Cuál es el denominador común que, a querer o no, guste o no, les une, a pesar de los marcados claroscuros contrastantes de sus controvertidas personalidades vigentes.

Todos, constitucionales e interinos, chaqueteros renegados e institucionales, tuvieron primeramente como catapulta de lanzamiento al Partido Revolucionario Institucional. Mayoritariamente se formaron educativamente fuera de Oaxaca, sobre todo, en la UNAM.

Las honrosas excepciones han sido el maestro Fernando Gómez Sandoval y Jesús Martínez Álvarez. Ambos mandatarios estatales interinos fueron egresados del glorioso Instituto de Ciencias y Artes de la Universidad Autónoma Benito Juárez de Oaxaca, respectivamente.

Su principal estrategia de éxito, fue el consumado activismo estudiantil y juvenil, y en mayor o menor medida su facilidad de palabra y para hacer amigos, socios y cómplices. Su plataforma de lanzamiento es la amplísima red de relaciones políticas que han tejido a lo largo de su vida.

Éstas son, a nuestro juicio, las causas, razones y motivos que explican de manera objetiva la permanencia de Jesús Martínez Álvarez, Heladio Ramírez López, Diódoro Carrasco Altamirano, José Murat y Ulises Ruiz Ortiz; hecha excepción de Gabino Cué Monteagudo

Humanos al fin, falibles y limitados, el poder y el dinero les ha acercado y alejado de proyectos comúnmente compartidos. Lealtades convenencieras y abiertas traiciones, reales o supuestas, les han llevado al choque de trenes. Son célebres sus desencuentros y alianzas temporales.

A lo largo de los últimos 46 años han formado bloques y frentes comunes en una lucha encarnizada de todos contra todos. Por igual ha surgido el TUCOM Todos Unidos Contra Murat que Todos Unidos Contra Ulises o bien, Todos Unidos contra Diódoro y Gabino.

El problema real de fondo es que quien desde la década de los 70 ha pagado los platos rotos por ellos durante sus pleitos y ‘vendettas’ ha sido el noble pueblo de Oaxaca. Ellos y sus grupos políticos nacionales y locales nunca han perdido del todo o han perdido para ganar.

Como es lógico y natural todos tuvieron más yerros que aciertos al anteponer sus intereses personales y grupales al interés general de Oaxaca y los oaxaqueños. Podemos estar o no de acuerdo con ellos, pero durante mucho tiempo no han pasado ni podrán pasar desapercibidos.

La historia les juzga y condena en la mayoría de los casos. Tuvieron la oportunidad histórica de impulsar el crecimiento, desarrollo material y progreso espiritual de Oaxaca, y no quisieron o no pudieron hacerlo. Saben que si se solucionan los problemas, se acaban los negocios.

Más que inteligentes son genialmente perversos. Han sido y son útiles al sistema político mexicano en las diferentes coyunturas nacionales y locales. Y aceptan ser utilizados como monedas de cambio y a cambio de posiciones políticas y carretadas de dinero, legal y no.

Murat, ave de

tempestades

De todos, el más polémico y controversial, verdadera ave de tempestades, es innegablemente José Murat, por ‘mecha corta’ y ‘echado para adelante’. Explosividad que le ha llevado muchas veces a ganar la mano a muchos. Pero, también, a conflictos innecesarios por impulsivo.

A diferencia de los demás ex gobernadores, es un consumado y contumaz ‘animal político’.

Gracias a sus incesantes lecturas, es un devorador de libros, aunque equivocadamente muchas veces se piense lo contrario, no es ningún ignorante. Como pocos políticos mexicanos sabe manejar ideas. Es un hombre culto camuflado en una actitud defensiva de gritón y maleducado.

Además, desarrolló una lógica contraria al común de los políticos mexicanos. Conoce como pocos las entrañas de las cañerías del sistema político mexicano, monstruo en el que se formó. Sabe qué resortes del poder presionar para conseguir sus ambiciosas metas a largo plazo.

Pepe Murat, es ante todo un político práctico. Se adelantó visionariamente al tiempo de la globalización, haciéndose amigo de Willy Brand, Francois Miterrand y Felipe González.

Nunca se queda quieto, menos inmóvil. Se mueve permanentemente en varias pistas al mismo tiempo. Privilegia en todo momento el pragmatismo. Es un negociador por antonomasia.

Ahí está el Pacto por México, impensable de lograr con la suma de la izquierda y la derecha.

Y muchos años antes, el rescate de Luis Echeverría de CU, después de la pedrada en la frente en la UNAM. Resulta muy difícil entender y aceptar que es un ser humano noble. Amigo de sus amigos por excelencia. Pero es, también, como pocos el peor de los enemigos conocidos.

Por más increíble que resulte creerlo, Pepe Murat no miente, práctico y pragmático en su máxima expresión, engaña con la verdad. Así ha acumulado desde l’enfant terrible, a los 21 años, cuatro diputaciones federales y dos senadurías y la gobernación de Oaxaca.

Ha desempeñado diversos cargos en el Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del PRI. Secretario de Asuntos Internacionales, director de la Escuela de Cuadros del PRI, secretario de Gestión Social, Secretario General Adjunto y presidente del Comité Directivo estatal del PRI en Oaxaca.

En la Cámara de Diputados del Congreso de la Unión, se ha desempeñado como Presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores y como Secretario de la Gran Comisión, también ha sido Senador de la República por el Estado de Oaxaca, después gobernador del Estado sureño.

Así también ocupó el cargo de Vicecoordinador de la fracción parlamentaria del PRI y ha ocupado la responsabilidad de la Vicepresidencia de la Comisión Permanente del Congreso de la Unión. Dirige la Fundación Luis Donaldo Colosio con quien colaboró en el CEN del PRI.

Estaba consciente que sus adversarios y enemigos político se le iban a ir a la yugular, utilizando al Teacher Joaquín López-Dóriga, entre otros columnistas, quien inteligente como es reculó cuando se percató que le utilizaban como ariete en contra del polémico priista oaxaqueño.

Murat engaña con

la verdad; no miente

En un ejercicio de creación de escenarios futuros, a nuestro leal saber y entender, salvo su mejor opinión, querido lector, Murat, nuevamente engañó con la verdad. En realidad, tenía planeado, decidido y negociado con los Enriques, Peña Nieto y Ochoa Reza, la Fundación Colosio.

Para medir reacciones utilizó como globo de sonda que le interesaba la dirigencia nacional de la Confederación Nacional de Organizaciones Populares (CNOP). Lo interesante del meollo de esta nueva aventura política de Murat es escudriñar por qué le interesa la Fundación Colosio.

Primeramente, porque él mejor que nadie sabe que el riesgo de perder, otra vez, la Presidencia de la República será un golpe mortal del que difícil se repondría el PRI para recuperar el poder nacional, como le ocurrió en la Ciudad de México con Cuauhtémoc Cárdenas Solórzano.

Ello obliga al PRI-gobierno a arrebatar banderas de lucha, no solo a los partidos de la oposición de izquierda y derecha, sino sobre todo a la disidencia interna, encabezada por el ex dirigente nacional del tricolor, Manlio Fabio Beltrones Rivera, quien puede provocar un gran cisma.

Para evitar que la fortaleza nacional del Partido Revolucionario Institucional, se quiebre con la fractura que generaría la salida de Manlio Fabio y sus seguidores es indispensable que la Plataforma Electoral del 2018 haga suyas las demandas enarboladas por Democracia Interna.

Dado el creciente reclamo nacional de frenar, que no terminar con la corrupción del PRI-gobierno, sobre todo de sus presidentes de la República y gobernadores, que muchos priistas consideran justo ésta debe ser la principal demanda de la Plataforma y Programa de Acción.

De esta manera, tendrá la oportunidad histórica de contribuir a proponer desde la Fundación Colosio, órgano ideológico del PRI-gobierno, dar rumbo al inexistente Proyecto de Nación, con una alta carga de compromiso social y la participación de los intelectuales mexicanos.

Por supervivencia del PRI-gobierno es indispensable y vital, es decir, asunto de vida o muerte, sacar de la bolsa político-electoral de la oposición, sobre todo de los partidos de izquierda, especialmente de Morena, la defensa de las causas más sentidas por el pueblo de México.

Generalmente la oposición sabe ganar elecciones con la postulación de ex priistas chaqueteros y renegados de su partido, quienes privilegian como principal estrategia exitosa el permanente activismo al enarbolar las más ingentes demandas de los diversos sectores sociales del país.

Cómo negar con honestidad intelectual el creciente reclamo de democracia interna en las añejas filas del PRI, priorizando la meritocracia, por encima de los amiguismos, compadrazgos y complicidades, que tan positivos resultados le dio como partido hegemónico en el gobierno.

Asimismo, recuperar este creciente reclamo al interior de las filas del PRI permitirá a Pepe Murat evitar desde la Fundación Colosio una nueva desbandada de la que no se recuperaría y que le llevaría a hundirse en el tercer lugar en las próximas elecciones presidenciales de 2018.

Líderes de SSO y muerte

de Rafael Pérez Gavilán

drtas mmmmmmmDespués de la escandalosa corrupción de la Sección XXII de la CNTE en el Instituto Estatal de Educación Pública de Oaxaca (IEEPO), la Secretaría y los Servicios de Salud de Oaxaca (SSO) representan el hoyo negro financiero más grande del Gobierno de Oaxaca.

Ello es innegable a la luz de la ejecución sobre pedido del ex subdirector de Administración y Finanzas de la Secretaría y los SSO, Rafael Pérez Gavilán Escalante. Entendible ante el desvío de 10 mil millones de pesos, denuncia por su titular, Gabriela Velásquez Rosas.

Sin embargo, no deja de llamar poderosamente la atención que el líder de la Sección 35 del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Secretaría de Salud (SNTSSA), Mario Félix Pacheco, no haya sido molestado ni con el pétalo de una rosa en la investigación del asesinato.

Tampoco lo ha sido el ex dirigente de esa sección sindical del sector salud, Jenoé Ruiz López, quien opera como poder detrás del trono y, por tanto, de manera obligada y necesaria está enterado de la corrupción en sus diversas modalidades de los Servicios de Salud.

Tan se ha convertido en un apetitoso botín el sector salud, particularmente, el Seguro Popular que como en ninguna otra dependencia, se ha llegado al asesinato de uno de sus altos ex funcionarios y la disputa por la dirigencia sindical, también es a muerte por el presupuesto.

La indignación sigue creciendo entre los trabajadores de base por el derroche en gastos de campaña, los reclamos reiterados por haber defraudado la confianza de ésta, el enriquecimiento ilícito y la encarnizada lucha por el poder sindical de la Sección 35 del SNTSS.

Mario Constantino Félix Pacheco, y Jenoé Ruiz López, candidatos de la planilla Naranja y Platino, mostraron su poderío económico, pagando bonos, transporte y comida a sus seguidores, inclusive les otorgaron permisos “sindicales” para ausentarse de sus centros de trabajo.

Entretanto, por varias horas, una menor de edad con quemaduras fue literalmente paseada en una ambulancia, debido al rechazo de distintos hospitales para atenderla, al argumentar falta de camas disponibles por el exceso en la demanda del número de pacientes.

La agrupación civil Emergencias Unidas informó que se trata una niña de origen chiapaneco, hija de una vendedora de dulces, quien la tarde de ayer viernes sufrió quemaduras en su hogar debido a un accidente al derramársele agua hirviendo.

La ambulancia de la Cruz Roja con número 045 fue quien brindó los primeros auxilios y trasladó a la pequeña al Hospital Civil “Dr. Aurelio Valdivieso”; sin embargo, en dicho lugar les informaron que no había espacio, por lo que deberían acudir a otro nosocomio.

En seguida, la unidad se trasladó al Hospital de la Niñez Oaxaqueña “Dr. Guillermo Zárate Mijangos”, donde tampoco pudieron recibirla para brindarle atención, por lo que luego de la espera de una respuesta, se trasladaron al hospital ubicado en San Pablo Huixtepec, Zimatlán.

“Tras horas de búsqueda de hospital para niña quemada, después de no haber sido aceptada en el Hospital Civil por falta de espacio ni el Hospital de la Niñez, fue referida al hospital de Huixtepec, para que esperara un lugar mañana en donde hubiera atención a quemados”.

Afortunadamente, la intervención de la Secretaria de Salud “ya casi llegando la ambulancia a Huixtepec”, indicaron al personal de la Cruz Roja que había órdenes de recibirla en el Hospital de la Niñez, “donde siendo las 00:05 horas (del sábado) estamos la entregaron al médico de guardia”, informó la asociación Emergencias Unidas.

alfredo_daguilar@hotmail.com

director@revista-mujeres.com

@efektoaguila