Se extienden a la Comic-Con los casos de acoso y abuso sexual

OAXACA0

Los Ángeles. (La Jornada).- Comic-Con, que cada año congrega más de 130 mil admiradores, artistas, coleccionistas y eruditos de la cultura geek, entró a la era de los movimientos #MeToo y #Time’s Up, con al menos una figura notable retirándose debido a señalamientos de conducta sexual inapropiada. Pero prevalecen las interrogantes sobre si los organizadores de la convención tomarán medidas adicionales para manejar acusaciones de acoso durante la convención que inicia este miércoles por la noche en San Diego.

La convención siempre ha sido un hogar para entusiastas de los libros de historietas y de género y un refugio donde admiradores con cosas en común se mezclan, pero también ha sido un lugar plagado por el acoso de mujeres, cosplayers, público general y hasta vendedoras de mercancía.

Lea aquí la nota completa