Guillotina política

OAXACA0

Por: Felipe Cruz García

*Se pudre el gobierno de Alejandro Murat

alejandro cccavion ccalejandro aviles pri oaxacaComo lo han  señalando diversos actores políticos del Estado de Oaxaca, que el gabinete del gobernador Alejandro Murat Hinojosa lo integran personas improvisadas, Yupis, juniors y políticos de cola larga   que han sido cómplices de anteriores gobiernos que solo saquearon las arcas del erario estatal.

      El caso reciente es la caída de Alejandro Avilés Álvarez, quien no solo había sido cuestionado por tener a sus allegados en nóminas confidenciales,  nombrar administradores municipales para robar el dinero de los municipios, sino dispuso el helicóptero del Estado para fines familiares, lo que fue la gota que derramó el vaso, y el gobernador Alejandro de ipso facto lo destituyó de manera vergonzante, que hasta lo obligó a ofrecer una disculpa pública ante la sociedad oaxaqueña…es decir que el alumno de Ulises  Ruiz de manera humillante  salió corrido como el perro con la cola entre las patas.

Bajo este contexto, la caída de Avilés Álvarez fue noticia nacional, trascendió por todos lados, muchos actores políticos opinaron que fue saludable su salida, porque ya era un estorbo  para el Estado.

 Empero, como lo han reiterado muchas voces de la entidad oaxaqueña, que el gobierno del gobernador Alejandro Murat aparte que  no tiene rumbo, que está de cabeza,  está gobernado con gente improvisada y corrupta, todo lo contrario de lo que prometió en su campaña que iba a integrar su gabinete legal y ampliado con los mejores hombres y mujeres del Estado, pero todo fue al revés, lo integró con los más  ladrones, y es el Caso de Alejandro Avilés que en unos cuantos meses en el poder no tuvo “llenadera”, su desmedida ambición hizo que rodara su cabeza de la Secretaría General de Gobierno….y que con ello además, se despidió de la Senaduría que aspiraba.

 Sobre este caso, el gobernador no ha dado una explicación detallada a la sociedad oaxaqueña, no ha dado la cara, porque, sabe que desde un principio solo le tomo el pelo a los oaxaqueños, al no cumplir con su palabra que gobernaría con los mejores hombres y mujeres de este Estado que desde el 2006 ha sido lastimado en diferentes aspectos.

Finalmente, “solo en Oaxaca no pasa nada”, se ha convertido en tierra de nadie; el magisterio hace lo que quiere; políticos saquean las arcas del Estado impunemente; los yupis vienen desde México a cogobernar; el que bailó que siga bailando; pero después de todo, esto le beneficia al verdadero gobernador del Estado, como lo han comentado en la vox populi, que es el Ave de tempestades, José Murat,  que no ve las horas para nombrar a su fiel escudero Anuar Mafud Mafud en la Secretaría General de Gobierno.

Y la idea del Talibán mayor, es que una vez que tenga planchado el asunto de la Segego, ya sea con Mafud o con  alguien más, ya gobernaría más cómodo, y así iniciar el año Hidalgo sin problema alguno.

Mientras tanto, la bomba que le estalló en las manos de Alejandro  Murat, que es  el caso de Alejandro Avilés,  una vez más se demostró al pueblo de Oaxaca lo podrido que esta su gobierno. Hasta la próxima.