Nudo Mixteco

OAXACA0

nud mixPor:Joel F. Gálvez Vivar

‘A riesgo de provocar enojos y la inconformidad de algunos sectores’

En cuestiones políticas nada está escrito, he ahí el detalle de del plato a la boca se cae la sopa, y en Huajuapan esto ha ocurrido, ahí está un testimonio fidedigno, a don Francisco Ignacio Círigo Villagómez, fue víctima de la neoliberal que viene implementando el gobierno mexicano en la política a la mexicana, luego entonces, la más reciente afectada de las prácticas políticas impulsadas por Carlos Salinas de Gortari cuando fuese Presidente de México, al conforma el grupo compacto de hombres de dinero que son los que mandan en verdad en este país, fue nuestra revolucionaria amiga Yaret Adriana Guevara Jiménez.

Así sucedió en los días presentes, cuando en el partido histórico de México el Revolucionario Institucional, toda parecía indicar que el candidato natural para la Presidencia Municipal de Huajuapan era el odontólogo Víctor Manuel García Nájera, nacido en territorio chiapaneco pero crecido políticamente bajo la tutela del médico ‘chirinjas’ Rafael Castillo Arias, quien patrocinada las precampañas que Alejandro Murat Hinojosa realizase en la gran Ñudee, ahora resulta que quedo fuera de la jugada, que el bueno es Manuel Martín Aguirre Ramírez, cuyo único mérito en política es ser sobrino de don Heladio Ramírez López, ex gobernador de Oaxaca, quien se estaba también eternizándose en la Confederación Nacional Campesina, sector filial al tricolor.

Entonces, como es sabido que en política no hay nada escrito, y suele ocurrir en todas partes, porque para ello, se requiere forzosamente el visto bueno del aspirante a gobernador, en este caso específico como son elecciones estatales; y Huajuapan es un municipio importante dentro los existentes en el Estado, es territorio clave para la política y mercado empresarial, de ahí entonces tenemos que para ser candidato de cualquier partido político en Huajuapan se requiere forzosamente ser palomeado por el candidato a gobernador con amplias posibilidades de ganar, aún que no sean del mismo partido, es así como entendemos cómo pudo haberse negociado la candidatura del tricolor en Huajuapan, puesto que quien ya se sentía candidato era Víctor Manuel García Nájera, de la mano de Alejandro Murat, pero no fue así sino que es Manuel Martín Aguirre Ramírez, hijo de doña Guadalupe Ramírez López, hermana del llamado hermano mayor de los mixtecos, don Heladio, de ahí pudo haber salido el fallo, con la anuencia de José Antonio Estefan, quien es surgido del clan Diódoro-Heladio, recordemos igual en que en la lista plurinominal Antonio Ramírez Pineda, hijo de don Heladio, viene en el cuarto lugar para diputado local, quien nunca a vivido en Oaxaca, menos en la Mixteca, sino que en México, pero va a ser diputado en Oaxaca, en la tierra de indios será Antonio Ramírez Pineda, legislador mixteco, de raza indígena pura y legislara para los indios de Oaxaca y la Mixteca.

El señor Estefan lleva el fierro quemador de heladista-diodorista, en sus ancas; por ello hoy rescata al heladistas para gobernar Huajuapan, que estaban ya perdiendo el poder político en el terruño, puesto que Antonio Ramírez Pineda, se jacta haber nacido en Santa María Ayú, un pintoresco pueblo que no tiene la culpa, de que su hijo predilecto don Heladio Ramírez se haya incursionado en la política nacional desde donde de vez en vez manda una raquítica ración para los paisanos que aún permanecen desnudos y descalsos.

Es la política mexicana, y así suele ocurrir, a Manuel Martín Aguirre, en verdad no es conocido en Huajuapan, tal vez por ciertos sectores en donde se desenvuelve pero la mayoría de la gente no los conocen como tampoco conocen a los otros aspirantes, pero hay un mes de campaña para conocerlos, la política es inodora e incolora, aterrizan en donde menos se piensa y actúa bajo cierto modales y astucias de los de arriba, porque los protagonistas en ocasiones ni cuentan se dan de que son utilizados para interés de los de arriba y llegado el tiempo cuotas habrán de pagar.

Jaque Mate: Chabelote, chabelote, haciendo de las suyas bajo el amparo del poder público, si lo hubiera hecho, cuando cerraba calles, seguro que se alzaba como líder callejero para liderar a los pobres, nunca a los humildes y mansos de corazón, chabelote, chabelote, Dios te perdone igual que la Magdalena.