Reconoce Congreso de Oaxaca compromiso del Obispo Lona Reyes con los pueblos indígenas

OAXACA0

 San Raymundo Jalpan, Oax. 4 de octubre de 2020.- En el Congreso de Oaxaca, integrantes de la Diputación Permanente rindieron un homenaje y guardaron un minuto de silencio en memoria del Obispo Emérito de la Diócesis de Tehuantepec, Monseñor Arturo Lona Reyes, quien falleciera el pasado 31 de octubre, a unas horas de cumplir 95 años de edad.

A petición de la legisladora, Delfina Elizabeth Guzmán Díaz, los y las diputadas presentes, encomiaron la labor realizada entre los pueblos indígenas del Istmo de Tehuantepec del también llamado Obispo de los pobres quien, pese a los atentados a su vida que sufrió por parte de fuerzas caciquiles, cosechó el cariño y reconocimiento de los pueblos zoques, chontales, mixes, zapotecas y huaves, porque compartió con ellos sus valores, sufrimientos y alegrías.

Guzmán Díaz solicitó al Senado de la República, considerar que la medalla Belisario Domínguez, otorgada a ciudadanos y ciudadanas eminentes, sea entregada este año al padre Lona Reyes por sus aportaciones al desarrollo y toma de conciencia de los pueblos pobres de Oaxaca.

En tanto, la representante popular, Gloria Sánchez López, compartió con los presentes una remembranza de las acciones que en vida promovió el Obispo emérito de Tehuantepec a favor de campesinos, productores de café y toda aquella persona que necesitara ayuda espiritual y material, teniendo como fuente de inspiración nuevos conceptos como la solidaridad y la justicia, provenientes de la teología de la liberación.

Recordó la enorme labor y dedicación de Lona Reyes a favor de quienes en la región istmeña han estado necesitados de justicia, así como la defensa y promoción del desarrollo social y los derechos humanos. Lona Reyes formó parte de la constelación de obispos que integran, entre otros, Sergio Méndez Arceo, Samuel Ruiz García y Bartolomé Carrasco Briseño.

Comprometido con las luchas sociales de esta época, Lona Reyes conformó el Centro de Derechos Humanos Tepeyac, al lado de un nutrido grupo de sacerdotes y religiosas que han sido forjadores de una conciencia ciudadana de dignidad, independencia y rectitud, sin dejar de promover el verdadero amor por sus semejantes.

En la misma sesión, fueron turnados por la Diputación Permanente de la LXIV Legislatura, 41 documentos, entre proposiciones con puntos de acuerdo e iniciativas con proyecto de decreto, para su respectivo análisis y dictamen ante comisiones legislativas.