Desde el PRD hacemos un llamado a las mujeres políticas de todos los partidos para exigir un alto definitivo a la violencia política de género

OAXACA0

Un caso más de violencia política de género en Oaxaca, ahora contra tres mujeres que fueron agredidas a latigazos, Rosa Aguilar, Mariana Díaz y Gabriela Maldonado,  de acuerdo con notas periodísticas ésta última fue golpeada hasta quedar inconsciente con su hijo en brazos, agredida por su propio abuelo, obligado por el presidente municipal y el síndico de San Miguel Peras; y ahora es amenazada de muerte, por el solo hecho de intentar formar parte del cabildo de su municipio.

 

Rosa, Mariana y Gabriela, han sido agredidas por el Presidente Municipal y el Síndico de San Miguel Peras, Santiago Ramírez Cervantes y Sergio Rivera Flores, respectivamente. Todo ello, a partir de 2016, cuando buscaron ejercer su derecho a votar y ser electas en su municipio.

 

Con el método de  Sistemas Normativos Internos en mayo del año pasado en una elección manipulada por mayordomos y agentes municipales; resultó imposible para estas mujeres ejercer sus derechos políticos. Todo comenzó cuando Rosa, Mariana y Gabriela externaron su interés en participar en la elección local municipal y recibieron comentarios como “aquí no se permiten faldas” y “no pueden entrar porque son mujeres. Lo que quieren son balazos”  

En la asamblea de gobierno solo quedaron hombres. Ante ello, la autoridad electoral de Oaxaca resolvió que debía reponerse el proceso; por lo que fueron incluidas en el gobierno mujeres distintas a las registradas originalmente bajo sospechas de fraude. Es así que las tres ciudadanas que requieren de traductora, ya que solo hablan su lengua indígena mixteca, han denunciado ante la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca y la Fiscalía General de Justicia de Santiago Juxchitlahuaca, sin que hasta ahora hayan recibido respuesta, ante su reclamo de justicia.